28 enero, 2021
Predicador:
Versículos: Salmo 32:3-5, 2 Samuel 12:9, Proverbios 28:13, Salmo 51:1-18, Romanos 6:23.
Tipo de servicio:

Cuando David se quebrantó delante de Dios y confesó su pecado en arrepentimiento, el Señor no lo despreció sino que lo recibió, y como lo hizo con David lo hará contigo. Si estás luchando con un pecado, humíllate delante del Señor, confiésale tu pecado y pídele la gracia y el poder para vencer lo que no has podido. Si realmente te arrepientes, podrás disfrutar de la dicha del perdón y experimentar de nuevo el gozo de la salvación.